Alimentador automático ZW-82

Alimentador automático ZW-82

El Alimentador automático ZW-82 de BOYU es la solución ideal para alimentar a sus peces de forma regular y eficiente, suministrando la cantidad justa de alimento con la frecuencia deseada.

Puede gestionar cualquier tipo de alimento seco, como escamas, gránulos, tabletas de fondo, pellets y micro-pellets. Váyase tranquilo de vacaciones; sus diferentes modos de programación le permitirán ajustar la frecuencia de alimentación de forma sencilla gracias a su intuitiva y confiable interfaz. 

El reloj en tiempo real del Alimentador automático ZW-82 permitirá ajustar el momento exacto en que ocurrirá cada alimentación, y un botón “Feeder” realizará una alimentación adicional con cada pulsación. 

El Alimentador automático ZW-82 posee un diseño especial en el tambor de almacenamiento y dosificación, que gracias a un sencillo mecanismo motorizado activa un giro a 360° que evita la condensación de humedad causante de la alteración en las propiedades de los alimentos. 

Puede seleccionar la cantidad exacta de alimento suministrado en cada toma gracias a un limitador ajustable de siete posiciones. Un robusto sistema de fijación permite sujetar firmemente el alimentador al borde superior del acuario, o bien posarlo sobre su tapa.

Presentaciones:

BYZW-01  /  Alimentador automático  ZW-82

Más información


Descargas
(1 valoración de cliente)

1 valoración en Alimentador automático ZW-82

  1. Abel

    Muy eficaz

Añadir una valoración

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicar comentario

Descripción

Alimentador automático ZW-82

Alimentador automático ZW-82 es un producto de gran calidad perteneciente a la línea de accesorios Premium de la marca BOYU. Este importante accesorio es ideal para combinar su uso con la línea de acuarios BOYU.

Las ventajas de un alimentador automático.

Los peces se alimentan en sus hábitats naturales de forma muy diversa.  Además, sus hábitos alimenticios se ven afectados por varios factores, que suelen cambiar cíclicamente con las estaciones. De este modo, la temperatura del agua, las corrientes, el oxígeno disuelto, transparencia del agua, la reproducción o la disponibilidad de alimento determinan su tipo de dieta, frecuencia y cantidad de alimento. 

Además, los peces pueden variar el tipo y frecuencia de ingesta en función a su etapa de desarrollo, siendo muy crítica la etapa juvenil.

La mayoría de los peces sanos sienten el impulso de alimentarse de “lo que haya y cuanto lo haya”. Esto es debido a que su incapacidad de almacenar alimento en sus hábitats naturales les obliga a ingerirlo de forma inmediata en cuanto lo detectan para convertirlo en reservas de grasa.  Esto se traduce en una dieta de frecuencia muy heterogénea, aunque muy variada y fresca.

Sin embargo, nuestra experiencia al mantener peces en cautiverio revela que una dieta correctamente balanceada, regular y frecuente aumenta notablemente la salud, superando con creces las esperanzas de vida de la mayoría de especies con respecto a su régimen alimenticio en sus hábitats naturales.

De forma general, es recomendable alimentar nuestros peces varias veces al día en pequeñas cantidades que puedan ingerir en un par de minutos. Esto, aunque es muy deseable podría resultar un tanto incómodo para el aficionado, ya que requiere una mayor dedicación, y no hablemos de una ausencia de un fin de semana o de unas vacaciones. 

Los alimentos de solubilidad lenta presentan inconvenientes como su baja calidad o su alta tasa de contaminación del agua, aportando peores consecuencias que el propio ayuno. Es por ello que un alimentador automático puede tomar el control de esta función repetitiva con una precisión absoluta, tanto en frecuencia como en cantidad en cada ingesta.

Los resultados son evidentes; una tasa de crecimiento superior, menor rivalidad territorial, mejoras en el sistema inmunitario y mayor frecuencia en la reproducción, además de una mayor autonomía en el mantenimiento diario de nuestro acuario, donde nuestra nueva responsabilidad es mantener con suficiente alimento el tambor giratorio de nuestro alimentador.

El Alimentador automático ZW-82 es una excelente opción para alimentar a sus peces durante todo el año.

Precauciones:

  • Antes que nada, revise cualquier anomalía o desperfecto en el Alimentador automático ZW-82 y sus componentes para notificarlo a su proveedor para que puedan realizarse las pertinentes gestiones.
  • Cuando se agoten las baterías, asegúrese de remplazar las dos al mismo tiempo, (pilas AAA) usando unas nuevas del mismo tipo. No deseche las baterías usadas en el servicio de basura doméstico. (puede usar pilas recargables, aunque le recomendamos elegir siempre unas de buena calidad para evitar daños en el alimentador.
  • Tenga la precaución de ubicar este producto fuera del alcance de niños y mascotas.
  • Si el aparato no está en uso apáguelo. Para guardarlo, extraiga el alimento sobrante, límpielo con un paño seco y extraiga las pilas.
  • Si detecta alguna avería en este dispositivo o en alguno de sus componentes no trate de repararlo usted mismo y acuda a su proveedor en busca de asesoramiento. La reparación o sustitución necesaria deberá realizarla exclusivamente personal calificado.

Información adicional

Marca

Boyu